La ciudad cambiará. La bicicleta, una gran aliada

El coronavirus nos tomó por sorpresa a muchos. Antes de la pandemia hacíamos grandes despliegues de un punto de la ciudad a otro, en automóvil, en transporte público y algunas veces en bicicleta. Con el impacto del virus, muchas cosas cambiarán de ahora en más. ¿Qué va a suceder con los espacios urbanos? La bicicleta puede dar respuesta a esta duda.

¿Será la nueva tendencia dejar los automóviles en casa?
Una medida que se tendrá que mantener, es el distanciamiento social. La palabra distanciamiento nos dice que debemos dejar espacio entre una persona y otra, y justamente lo que se necesitará será el espacio

El auto particular va en contra de esta idea, ya que utiliza gran parte de las calles urbanas y no deja lugar a la libre circulación de peatones. Frente a esto, la bicicleta resulta genial para que puedas llegar a destino de forma económica, saludable y segura. Con el barbijo , una botella de agua y casco ya puedes salir a rodar.

Urbanismo táctico

El término del título hace referencia a las adaptaciones inmediatas y temporales en el diseño de una ciudad. Esta opción también exigirá más ciclovías y políticas para el desplazamiento de los nuevos ciclistas. 

Sabemos en que en latinoamérica aún no se priorizan los viajes en este medio de movilidad y eso se refleja en las calles. A la persona que se desplaza en bicicleta se le antepone la que utiliza el automóvil, por eso, el momento de delimitar nuevos carriles es ahora.

Creemos que todo esto cambiará después del COVID-19. En lugares como Bogotá, Berlín y Nueva York ya comienzan a diseñarse espacios estratégicos dentro de la ciudad.

¡Pon tu bici a rodar! El momento es ahora. Te compartimos un artículo donde dejamos tips para que utilices tu bici [email protected] Puedes encontrarlos aquí.

Comparte este artículo en redes